Miedo al fracaso

¡Menuda palabra!

 Fracasar, fracaso, perdedor, loser…

 ¿Qué es fracasar?

 ¿Intentarlo y no conseguirlo? ¿Intentarlo y abandonar antes de que funcione? ¿No intentarlo?

Personalmente no creo en la palabra fracaso, pienso que si una persona ha decidido emprender en un proyecto por muy mal que le vaya o fatal que lo haya hecho, nunca es un perdedor. Porque ha demostrado coraje, por lo menos en intentarlo, y eso es mucho más de lo que hacen muchas personas en toda su vida.

Para mi perdedor es el quejica, el que nunca intenta nada pero siempre critica, el que se levanta cada mañana con desgana y juzga a las espaldas a su jefe, el que nunca está conforme con nada..

Hay que perder el miedo al fracaso, muchas veces las cosas no funcionarán, otras tardarán más en hacerlo y finalmente habrá algunas con las que te vuelvas loco de emoción cada día.

 ¡Esas se merecen todos los fracasos anteriores!

A ninguno nos gusta fallar, pero si algo está claro es que hay que fallar mucho para conseguir algo bueno. Hay que conseguir entrar en áreas desconocidas, luchar contra el Sr.Oscuro y probar en zonas en las que no somos tan buenos, para después ver lo que pasa.

La vida es un juego, plantéatelo así, haz sólo cosas que te motiven, que te diviertan, que aunque no funcionen aprendas, te rías y mejoren tu vida. Las otras déjaselas a otros.

Es importante evolucionar, arriesgarse a fracasar, incluso fracasar delante de todo el mundo. Eso te hace diferente, te convierte en un provocador del cambio. Consigue que el error tenga coste cero o casi cero.

Desde ahí Elegirte a ti mismo empieza a ser una realidad.

Déjame tu email si quieres que sigamos en contacto